Saltear al contenido principal

El menor deambuló por varias horas hasta que unos excursionistas lo localizaron en estado de shock en medio de una montaña. Sin embargo, como no hablaba español, se necesitó un intérprete para entender lo que decía: su padre había asesinado a golpes a su madre y hermano.

Está vivo por poco: un niño llamado Jonás, de solo cinco años, consiguió escapar de una cueva donde su padre presuntamente mató a su madre y a su hermano mayor. El menor logró huir y durante varias horas deambuló en estado de shock por el monte hasta que fue encontrado por unos excursionistas. Jonás, que nació en Alemania, no pudo decirles a los excursionistas lo que había pasado ya que no hablaba español.

Él había llegado al lunes a Tenerife junto con su ahora madre y hermano muertos para visitar a su padre, quien vivía en la isla, según fuentes cercanas a la investigación citadas por medios locales. En la imagen, un auto de la Guardia Civil durante el operativo para buscar a la madre y el hermano.

La familia había decidido desplazarse hasta esta isla de las Canarias para pasar unos días. Al día siguiente de su llegada, el padre los llevó a un monte cercano, en el sur de Tenerife. Allá buscó una cueva recóndita y de difícil acceso. Una vez en el interior, Thomas R. H., de 43 años, 
<b>presuntamente golpeó a su esposa e hijo mayor, de 10 años, hasta quitarles la vida.</b> La mujer quedó "ensangrentada, sobre el suelo y sin dientes", según dijo el niño una vez que pudo contar con un traductor, indicó el diario 
<a href="https://www.abc.es/sociedad/abci-esta-ensangrentada-suelo-y-sin-dientes-201904242228_noticia.html" target="_blank">ABC</a>. En la imagen, las autoridades cierran el paso a la zona donde se realizó el operativo de búsqueda.

La familia había decidido desplazarse hasta esta isla de las Canarias para pasar unos días. Al día siguiente de su llegada, el padre los llevó a un monte cercano, en el sur de Tenerife. Allá buscó una cueva recóndita y de difícil acceso. Una vez en el interior, Thomas R. H., de 43 años, presuntamente golpeó a su esposa e hijo mayor, de 10 años, hasta quitarles la vida. La mujer quedó “ensangrentada, sobre el suelo y sin dientes”, según dijo el niño una vez que pudo contar con un traductor, indicó el diario ABC. En la imagen, las autoridades cierran el paso a la zona donde se realizó.

Fuentes de la Guardia Civil confirmaron a Univision Noticias que 
<b>el padre se encuentra detenido y pasará a disposición judicial este viernes.</b> La investigación se encuentra bajo el secreto de sumario. Juan Salvador León, representante del gobierno en Canarias, explicó que el niño apareció 
<b>"sudoroso, totalmente desorientado, deambulando y en estado de shock". </b>También explicó que tuvieron que acudir a una vecina de la zona que habla alemán para traducir su relato. Según ella, el joven había estado caminando por 2.5 millas (unos 4 km) en una zona poco accesible.

Fuentes de la Guardia Civil confirmaron a Univision Noticias que el padre se encuentra detenido y pasará a disposición judicial este viernes. La investigación se encuentra bajo el secreto de sumario. Juan Salvador León, representante del gobierno en Canarias, explicó que el niño apareció “sudoroso, totalmente desorientado, deambulando y en estado de shock”. También explicó que tuvieron que acudir a una vecina de la zona que habla alemán para traducir su relato. Según ella, el joven había estado caminando por 2.5 millas (unos 4 km) en una zona poco accesible.

"Íbamos por el sendero de La Quinta y vimos a un niño subiendo (...) Paramos y le preguntamos que de dónde era y dónde estaban sus padres. 
<b>El niño estaba perdido, era alemán y no lo entendía muy bien. </b>Cogimos al niño y le preguntamos que dónde estaba su casa para llevarle allí. Le recogimos y le llevamos a la policía», señaló a ABC una de las vecina que encontró al menor. La imagen muestra parte del operativo de búsqueda.

“Íbamos por el sendero de La Quinta y vimos a un niño subiendo (…) Paramos y le preguntamos que de dónde era y dónde estaban sus padres. El niño estaba perdido, era alemán y no lo entendía muy bien. Cogimos al niño y le preguntamos que dónde estaba su casa para llevarle allí. Le recogimos y le llevamos a la policía», señaló a ABC una de las vecina que encontró al menor. La imagen muestra parte del operativo de búsqueda.

Tras el testimonio del niño, la policía se desplazó hasta el apartamento de Thomas R. H., donde lo encontraron
<b> con una actitud agresiva.</b> Cuando las autoridades le preguntaron dónde estaba su familia, él se negó a responder, según el periódico 
<a href="https://elpais.com/sociedad/2019/04/24/actualidad/1556093830_003379.html" target="_blank">El País.</a> Además, tenía signos de golpes en la cara y las manos, por lo que fue inmediatamente detenido. El acusado ha negado los hechos y defiende su inocencia. No hay ninguna denuncia ante la justicia española por malos tratos de parte de la mujer fallecida.

Tras el testimonio del niño, la policía se desplazó hasta el apartamento de Thomas R. H., donde lo encontraron con una actitud agresiva. Cuando las autoridades le preguntaron dónde estaba su familia, él se negó a responder, según el periódico El País. Además, tenía signos de golpes en la cara y las manos, por lo que fue inmediatamente detenido. El acusado ha negado los hechos y defiende su inocencia. No hay ninguna denuncia ante la justicia española por malos tratos de parte de la mujer fallecida.

Un dispositivo de aproximadamente 100 personas comenzó la búsqueda de la esposa y el hijo desaparecidos. Durante el operativo, en el que participaron dos helicópteros, encontraron un reloj, lo que les hizo sospechar que pudieran estar cerca. Poco después descubrieron los dos cuerpos en una cueva. Agentes que conocen detalles del incidente explicaron al diario ABC que 
<b>lo que hallaron en el interior de la cueva fue "una carnicería".</b>

Un dispositivo de aproximadamente 100 personas comenzó la búsqueda de la esposa y el hijo desaparecidos. Durante el operativo, en el que participaron dos helicópteros, encontraron un reloj, lo que les hizo sospechar que pudieran estar cerca. Poco después descubrieron los dos cuerpos en una cueva. Agentes que conocen detalles del incidente explicaron al diario ABC que lo que hallaron en el interior de la cueva fue “una carnicería”.

El menor, por ahora, se encuentra bajo tutela judicial ya que ningún familiar ha reclamado su custodia. La violencia contra las mujeres es un problema persistente en España, donde 993 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas desde 2003, cuando comenzaron los registros oficiales españoles de estos asesinatos. En lo que va de año, ya 18 mujeres muerto víctimas de la violencia de género.

El menor, por ahora, se encuentra bajo tutela judicial ya que ningún familiar ha reclamado su custodia. La violencia contra las mujeres es un problema persistente en España, donde 993 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas desde 2003, cuando comenzaron los registros oficiales españoles de estos asesinatos. En lo que va de año, ya 18 mujeres muerto víctimas de la violencia de género.

document.getElementsByClassName(“wp-post-image”)[0].style.display=”none”;


FUENTE

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deje un comentario

Volver arriba