Saltear al contenido principal

La madre no perdonó que los pequeños se comieran su pieza de pollo

Imagen relacionada

Una madre cometió un cruel castigo con sus hijos de tan solo 5 y 7 años luego de que se comieran su pieza de pollo de KFC.

La madre perdió los papeles y los quedó con una plancha caliente en la ciudad de Randfontein, en Sudáfrica, según el medio Times Live.

La policía explicó lo sucedido. “Supimos que todo esto fue porque los niños se comieron su comida de KFC. Ella la buscó, los niños dijeron que se la comieron y ella les quemó con la plancha en las manos y en los muslos“.

Tras el ataque, los pequeños fueron entregados a los servicios sociales; mientras la madre fue detenida y fue interrogada.

Ahora la madre afrontará cargos por abuso y agresión infantil. En tanto, la profesora indicó no es la primera vez en que los niños son maltratados.

document.getElementsByClassName(«wp-post-image»)[0].style.display=»none»;


FUENTE

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deje un comentario

Volver arriba