Saltear al contenido principal

La exposición al tabaco durante el embarazo podría alterar el genoma placentario

Para llegar a esa conclusión, investigadores franceses realizaron estudios con más de 500 mujeres

El consumo de tabaco, incluso cuando se deja de fumar antes del embarazo, puede tener consecuencias en la placenta de las mujeres embarazadas, demuestra un estudio francés publicado este miércoles por siete Investigadores del Inserm, del CNRS y de la universidad de Grenoble Alpes (UGA).

Los investigadores franceses estudiaron el ADN placentario de más de 500 mujeres divididas en tres categorías: no fumadoras, que habían dejado el tabaco en los tres meses previos a su embarazo y una tercera, que siguieron fumando antes y durante el embarazo.

Los científicos observaron entre las fumadoras las llamadas alteraciones “epigenéticas” en 178 regiones del genoma placentario. Lo que significa que si bien no hay una alteración de la secuencia del ADN, la forma en que se expresan los genes puede verse afectada.

Es un fenómeno mucho menos frecuente entre las ex fumadoras -26 regiones del genoma placentario- según detalla el artículo. La hipótesis de los investigadores es que la placenta conservaría una “memoria” de la exposición al tabaco.

Los investigadores constataron que las regiones alteradas corresponden a menudo a áreas que controlan a distancia la activación o represión de genes. Además, una parte de ellas están situadas en genes conocidos por tener un papel importante en el desarrollo del feto.

Las modificaciones epigenéticas, observadas en la placenta de fumadoras o ex fumadoras, “podrían explicar en parte los efectos del tabaquismo observados en el feto y la salud posterior del niño”.

FUENTE

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deje un comentario

Volver arriba