Saltear al contenido principal

Vía telefónica una fuente de entero crédito, residente  en el Litoral Atlántico de Honduras, ha informado a EL LIBERTADOR que accedió a informes sobre la ejecución de los dirigentes garífunas: Alberth Sneider Centeno, Milton Martínez, Suami Aparicio y Gerardo Rochez, secuestrados el sábado 18 de julio.

 

 

 

Redacción Central / EL LIBERTADOR

 

Tegucigalpa. EL LIBERTADOR recibió esta tarde, vía telefónica, nefasta información

de una fuente de entero crédito, que los líderes garífunas de la comunidad del Triunfo de la Cruz, departamento de Atlántida: dirigentes garífunas: Alberth Sneider Centeno, Milton Martínez, Suami Aparicio y Gerardo Rochez, ya han sido asesinados.

 

La fuente, que pidió anonimato por asuntos de seguridad y por su vinculación con cuerpos de seguridad, dijo a la Sala de Redacción de este rotativo que ha hecho contactos con órganos de inteligencia del Estado, quienes le informaron que los activistas sociales, secuestrados la mañana del sábado 18 de julio, habían sido ejecutados, término que –aclaramos— oficialmente no ha sido confirmado.

 

Cabe recordar que al trascender la noticia del secuestro, testigos informaron sobre avistamientos de sujetos fuertemente armados, con chalecos antibalas y vistiendo uniformes de la Dirección Policial de Investigación (DPI), quienes  ingresaron violentamente a la casa de Alberth Sneider Centeno, presidente del patronato de la comunidad garífuna del El Triunfo de la Cruz. Desde entonces han realizado protestas exigiendo protección de la vida de los dirigentes y acciones al gobierno para que dé con el paradero y castigo de los criminales.

 

Centeno, que también es miembro de la Organización Fraternal Negra de Honduras (Ofraneh) y también hijo del conocido futbolista retirado “Pitío” Centeno, fue sacado de su hogar al igual que los otros tres miembros. De inmediato la coordinadora de esa institución, Miriam Miranda, alertó a la comunidad nacional e internacional, que en los últimos días grupos armados han estado rondando la zona para amedrentar a la población.

 

Ofraneh ha dicho en sus redes sociales que el crimen contra estos jóvenes se vincula a un largo historial del conflicto entre pobladores, empresarios y narcotraficantes. En octubre de 2015 la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), emitió una sentencia hallando responsable al Estado hondureño por la violación del derecho a la propiedad colectiva de la comunidad Triunfo de la Cruz, y de sus derechos a las garantías y protección judiciales. 

 

Además, la sentencia ordenaba al Estado de Honduras demarcar las tierras sobre las cuales había sido otorgada la propiedad colectiva a esa comunidad; sin embargo, según el pueblo garífuna el régimen hondureño no está cumpliendo para garantizar la paz.

 

El pasado martes Ofraneh introdujo un Habeas Corpus en el Juzgado de Letras de Tela, Atlántida. Esta organización, vital para la comunidad garífuna del caribe hondureño, ha evidenciado ante el mundo que: “Desde hace dos décadas empresarios, narcos y palmeros, empezaron a aterrorizar la comunidad Garífuna de Triunfo de la Cruz”.

 

CORTESÍA FUENTE PERIODÍSTICA

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deje un comentario

Volver arriba