Saltear al contenido principal

Este 19 de abril, “Viernes Santo”, podemos ser espectadores de uno de los eventos astronómicos favoritos del mundo: la “Luna Rosa”, la cuarta luna llena del mes de abril y la primera después del 21 de marzo.

Resultado de imagen para LUNA ROSA

“Luna Pascual”, también se conoce como la luna llena de primavera. Celebra el cambio de estación y para los agricultores es una señal para el cultivo de plantas.

En realidad, la “Luna Rosa” no se ve de ese color, su nombre se debe a que los nativos americanos, se llaman así a las lunas llenas que ocurren en el comienzo de la primavera. Es una alusión a las flores silvestres conocidas como Phlox (carnea) que tiene esa tonalidad, una de las primeras flores que florecen justo en esta estación.

El fenómeno ocurre cuando la luna se ubica al lado opuesto a la tierra, lo que hace que sea una luna brillante y complementamente iluminada.

De acuerdo con el portal Nueva mujer, la Luna Rosa puede provocar las siguientes consecuencias en nuestro ánimo:

1. Un aumento de energía que, bien canalizado, puede ayudarnos a conseguir metas perseguidas hace tiempo.

2. Es un buen momento para depurar, así como la Luna Rosa favorece realizar cambios y alejamientos de hábitos, personas o relaciones que ya no necesitan ni siquiera nos estorban.

3. Con la luna Rosa, los nuevos proyectos fluyen y se aceleran, pero la envidia y la energía negativa también están al acecho, así que debes prepararte.

4. Aumentar la ansiedad y las conductas compulsivas, así como dejarlos llevar a cabo por la parte racional más que por el instinto, será necesario para mantener el equilibrio.

5. La Luna Rosa también afecta el aspecto sexual, pero hay que tomar con calma, ya que la libido se manifiesta con gran intensidad, se maneja con cuidado para evitar conflictos y enredos.

document.getElementsByClassName(“wp-post-image”)[0].style.display=”none”;


FUENTE

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deje un comentario

Volver arriba